Créditos por salarios en concurso de acreedores.

0
77

El TS acuerda que debe imputarse el pago por salarios primero a los adeudados que hubieran dado lugar a créditos contra la masa. Sólo lo que exceda de estos importes, se imputa a los créditos concursales y por el orden de prelación legal. Los pagos realizados por el FOGASA no extinguen las deudas del empleador concursado a las que se impute su pago, sino que continúan pero con la subrogación del mismo en la posición del trabajador. La Sala dicta sentencia innovadora y parte de que los demandantes eran titulares de créditos por salarios adeudados por la sociedad concursada. De estos créditos, unos tenían la consideración de créditos contra la masa por tratarse de salarios de los últimos treinta días de trabajo efectivo anteriores a la declaración de concurso, con los límites previstos en el art. 84.2.1º LC; otros eran créditos contra la masa por tratarse de salarios devengados con posterioridad a la declaración de concurso, conforme a lo previsto en el art. 84.2.4º LC; y el resto eran créditos concursales por tratarse de salarios anteriores a la declaración de concurso y no estar amparados por el art. 84.2.1º LC.El Fogasa pagó a cada uno de estos trabajadores 6.010,80 euros, sin hacer ninguna imputación de pagos expresa, y como consecuencia legal derivada de estos pagos, se subrogó en la posición de cada uno de los trabajadores respecto de los créditos satisfechos y frente a la sociedad concursada.No obstante, destaca el Tribunal que este pago no conlleva la extinción de estos créditos frente a la concursada, sino un cambio de acreedores, al subrogarse el Fogasa en la posición de los trabajadores respecto de los créditos satisfechos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here