¿Cuáles son los efectos de la declaración y conclusión simultánea del concurso?

0
38

Para responder a esta pregunta, hay que diferenciar dos casos: personas físicas y jurídicas. En el primer caso, la conclusión del concurso implicará la responsabilidad de la persona física de todos los créditos insatisfechos, y ello partiendo de la responsabilidad universal del deudor. No obstante, el individuo puede beneficiarse de la exoneración del pasivo insatisfecho en ciertos casos, y esto es, además, el objetivo de la tramitación de prácticamente todos los procedimientos concursales instados por personas físicas. 

En el caso de las personas jurídicas, permite la extinción de la misma en los registros públicos correspondientes, así como la exoneración de responsabilidad de los administradores por la situación de insolvencia producida.Es beneficioso sobre todo para las pymes. Este tipo de procedimiento es altamente aconsejable en situaciones de inexistencia de activo susceptible de realización o en los supuestos en que el activo sea presumiblemente insuficiente para atender los gastos más básicos del proceso. Hablamos, de este modo, de principio de economía procesal y de evitar una mayor saturación de los juzgados, pudiendo aportar celeridad al proceso. Además, se trata de no precarizar la labor de la administración concursal. 

En definitiva, el concurso exprés supone una vía ágil, satisfactoria y de coste reducido. El empresario podrá aprovechar esta vía que ofrece la legislación concursal para, de este modo, llevar a cabo un cierre ordenado de su empresa, sin quedar sujeto a los riesgos y desagradables sorpresas que se pudiesen derivar en los supuestos en que la sociedad insolvente se deje inactiva sin llevar a cabo las actuaciones legalmente exigidas. A la postre, supone una protección jurídica de los administradores por la situación de insolvencia incurrida por la sociedad en cuestión.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here