Alcanzar acuerdos, clave para evitar llegar al concurso de acreedores.

0
155

Hay posibilidad de alcanzar acuerdos con las entidades financieras y con los acreedores. En el caso de grandes empresas, la negociación con las entidades financieras es lo habitual y se suele llegar a acuerdos de refinanciación.

El problema, es que las deydas de las pequeñas y medianas empresas (pymes) no suelen ser tanto con las entidades financieras como con proveedores, trabajadores y Administración. En este último caso, no hay negociación posible, solo la alternativa de pactar aplazamientos con Hacienda y la Seguridad Social. Lo recomendable es llegar a acuerdos privados de refinanciación con los otros deudores. Lo más inmediato es negociar una refinanciación de la deuda con proveedores en convenios extrajudiciales de quita o espera, para lo que es imprescindible que la empresa tenga garantías de liquidez suficientes que permitan atender los nuevos compromisos.

La reestructuración del pasivo financiero para ajustar los pagos a la tesorería disponible o la reestructuración societaria son también opciones a valorar. Asimismo, hay posibilidad de transmitir la unidad productiva o subastar bienes de la empresa, procesos que pueden ser beneficiosos, pero que hay que advertir de que son bastantes complejos y no están exentos de gastos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here